martes, 31 de enero de 2017

Cómo organizar una rutina

Sacar el rendimiento a tu tiempo de trabajo


Buenos días chicos y chicas:

Hoy vamos a volver a la organización personal y la eficiencia. Sí, sé que parece muy divertido trabajar 8 ó 9 horas al día con jornada partida (no tienes tiempo de pensar en demasiadas cosas, paseas mucho, corres para comer, todo ventajas), pero lo que os voy a proponer es igualmente interesante.

Estas últimas semanas de enero hemos tenido vacaciones, al estar algo constipados hemos bajado el nivel de actividad, al punto de volvernos unas amebas que sólo salían de la cama para comer, pasear a los perros y comprar algo de comer... divertidísimo...

Hacíamos la actividad mínima (el blog, la página de marketing digital, algún proyecto pendiente en avance, finalizar trabajos para clientes), pero por lo demás, cerebro apagado...

Y me hizo pensar en todos los parados y la gente con trabajos temporales o que hace trabajos por horas (sé un poco lo que digo, he pasado por esas etapas).

Cómo aprovechar el tiempo con eficiencia
Cómo aprovechar el tiempo con eficiencia

El problema de trabajar de forma irregular y discontinua es que altera nuestras rutinas biológicas y ello afecta a nuestra relación con el entorno que hemos creado. Quiero decir, si trabajas el lunes de 7 am a 19 pm con dos horas de descanso entre las 13 y las 15, pero el resto de la semana no haces nada, pues obviamente no te vas a levantar a las 6 am de martes a viernes. Tampoco comerás a las 13 o 13.30.

Ese comportamiento que generas para el día laboral no lo tienes el resto de días. Podría poner más ejemplos, pero creo que la idea se entiende.

Qué hacer para organizar una rutina


Obviamente la persona de nuestro ejemplo no tiene por qué levantarse a las 6, pero a las 8 es una buena idea, y si el lunes come a las 13.30 estaría bien que se organice para comer a esa hora el resto de días (al menos de martes a viernes).

La hora de levantarse y de comer son importantes, regulan nuestro día. Pero también la hora de cenar y la hora de irse a dormir. Si hay que dormir 8 hs lo ideal sería que esté durmiendo a las 12 (lo ideal es estar en la cama a las 23, pero que le vamos a hacer). Y cenar a una hora normal (entre las 20 y las 21 a lo sumo).

En medio nos quedan muchas horas que pueden rellenarse con actividad.

Os voy a hablar de mi caso. Como ya sabéis los que me seguís con asiduidad, soy freelancer, trabajo en marketing digital, buscando clientes, generando proyectos (algunos en marketing otros en historia), y cuando me aburro o necesito efectivo arrimo el hombro y me voy a hacer obras de arte en carpintería (porque también soy carpintero, y muy bueno).


  1. Así que lo primero es hacer el esfuerzo de regular las horas de sueño y de comida, es la regulación biológica, lo que permite al organismo no colapsar. Y fue lo que hice, pero no es trabajo de un día es algo que tienes que defender contínuamente.
  2. Ejercicio: sí, suena muy tópico, pero llevaba años queriendo recuperar mi peso (68 kg en 2011, cuando iba al gimnasio, cosa que he conseguido. Un día hablaremos de esto). Así que hacía ejercicio en casa o en el parque, pero recientemente he vuelto al gimnasio y me siento muy bien y relajado.
    Aumenta la circulación sanguínea, mejorando el sistema linfático, además el cerebro se oxigena y aumenta tu rendimiento. 
  3. Formación: Para cualquier profesión es importante, pero para las que están relacionadas con internet mucho más. Para saber en qué formarte tienes que hacer cosas, que si quieres aprender Wordpress, qué quieres hacer con Wordpress, cómo programar un CSS, etc. Hay que buscarle hueco. En mi caso aprovecho las tardes después de comer para formación (como la Google Actívate). Y por las mañanas dedicadas a lanzar proyectos
Así que ya sabes, organiza tu rutina biológica, organiza las cosas que tienes que hacer y ocupa tu tiempo. Curará tus penas y te despertará del día a día. 






No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Deja un comentario